jueves, abril 23, 2009

Yo, tú, él, nosotros, ustedes y ellos

Dejo este letargo en el que me había autosumido desde el 1 de abril por varias razones. Primero, porque aunque ya quiero que este blog se acabe, bueno, pues habrá que hacerlo de manera digna y orgullosa, no escondiéndose y dejando que todo se vaya a peor como el Titanic. Segundo, porque hay varias cosas que comentar y que se me dificulta la mar poder tener sólo en mi cabecita. Tercero, porque me he encontrado varias joyas en términos musicales por la terracería de la información que me alegran el día (y eso es bastante difícil) y que estoy escuchando en este preciso momento. Cuarto, porque simple y sencillamente esta cosa me llama.

Haré una publicación breve. Un recuento de cuestiones en las que quiero meter mi narizota a pesar (y creo que por eso mismo) de que nadie me ha pedido mi opinión.

a. El presidente de Paraguay, Sr. Lugo, quien ahora es llamado el nuevo Padre de la Patria Paraguaya. Tres hijos y contando. Lo peor es que ha depositado el semen en las mujeres cuando ejercía de sacerdote. Vaya cosa. Algo que me recuerda al inefable y fallecido presbítero Maciel y, claro, a sus hordas de seguidores.

b. Una tipa que estaba a un pasito de ganar un concurso de belleza en Estados Unidos no lo hizo porque se le ocurrió decir que estaba en contra de los matrimonios entre homosexuales. Joder. ¿Qué pasa? ¿Ya estamos instalados en el pleno y rancio correctismo político? Para mí la chica tiene todo el derecho a estar en contra de las uniones entre gays (en mis tiempos y en el Alarma! siempre han sido llamados "mujercitos" o "jotos") y no por eso debe ser privada de sus derechos, por ejemplo, el de ser nombrada como la más bella de la comarca. Los gays tienen por regla aplicar a todo pulmón eso de estoy aquí para defender la democracia, pero no para ejercerla.

c. Luego salen los de la Comisión de Derechos Humanos del Congreso mexicano a exigirle a un señor que sabe mucho de cuestiones estratégicas y militares a explicar por qué anda diciendo que el Ejército Mexicano estará en las calles combatiendo a los malosos hasta 2013. Hombre, ésas son ganas de joder y nada más. ¿Cómo que por qué? ¿Están ciegos o qué? Pues porque en este país quién coños más podría dar la batalla así como que más o menos en igualdad de circunstancias. ¿Quién a ver?, ¿los municipales?, ¿los estatales? Claro que no. México es un país que se dice demócrata, pero que en el fondo sabe que nada puede resolverse sin la mano dura. ¿Ya para qué nos andamos haciendo onanismos mentales con esas ideas exóticas que no nos llevan a ninguna parte? En fin.

d. Después, en España, multan a un jugador del Real Madrid por haber pateado en el suelo a un rival del Getafe. El tal Pepe (así se llama el portugués o al menos así le dicen) se fastidió del tipo, lo empujó, lo tiró y, ya en el césped, le recetó dos patadas (tampoco muy fuertes, por cierto) que ahora ya toda la parroquia hiperpolíticamente correcta está exigiendo saldar casi casi con sangre y excomunión. Digo, está bien que se multe pero, por favor, no exageren, ni griten, ni chillen. El hombre se fastidió y se desahogó. Además, se trata de fútbol, estúpidos. ¿Qué quieren? ¿Ahora se tendrán que montar mesas de diálogo y concertación sobre los campos sagrados del planeta? No me jodan.

Y así hay otros temas por el estilo, pero ahora ya no me acuerdo de más. Además, ya se me acabó el vocabulario, ya me cansé y ya me fastidié. Ah, y ya se acabó el disco que estaba escuchando. Así que, luego nos veremos.

Por cierto, ¿a quién coños más le importa este blog?

Septiembre 18, ¡llega pronto por favor!

2 Comments:

Blogger Antropomorfo said...

Yo te leo religiosamente (o ateamente) desde hace un montón de tiempo, aunque creo qu nunca había comentado, y voy a extrañarlo (al blog) cuando se cumpla el sexenio.

abril 23, 2009 3:58 p. m.  
Blogger Los Burócratas del Ritmo said...

Órale, gracias colega Antropomorfo. ¡Vamos hasta el final del sexenio!

abril 23, 2009 10:12 p. m.  

Publicar un comentario

2 comentarios

<< Home